logo westerman associates

Analiza, compara y toma decisiones

Contamos con la mejor tecnología de vanguardia para analizar a tu negocio.

servicios de benchmarking

Análisis estratégico profundo de las tendencias y mejores prácticas del mercado, así como de tus competidores directos. 

#1

briefing

Nos reunimos con tu equipo para definir el alcance y la dimensión del estudio. Asesoramos y diseñamos una estrategia de análisis y definimos los parámetros de actuación.

#2

market mapping

Conocimiento de mercado y tecnología de vanguardia son la base de nuestra propuesta de valor. Aplicamos metodologías ágiles combinadas con las mejores herramientas de mapeo de mercado para analizar las tendencias y políticas empresariales.

#3

reporting

Facilitamos un completo dossier con información de mercado a tiempo real para la toma de decisiones, basada en datos micro y macro sobre comportamiento del mercado laboral en tu sector.

preguntas frecuentes

El benchmarking es el análisis exhaustivo de los productos, servicios, procesos de trabajo, y estrategias de los competidores directos de tu empresa con el objetivo de hacer comparaciones con tu empresa, departamento o área, determinar puntos de fallo e implementar soluciones de mejora.

El proceso de benchmarking sirve para disminuir el riesgo que implica implementar una nueva estrategia o rediseñar un producto, ya que se toman las experiencias de otros para identificar posibles fallos en tu implementación.

Existen diversos tipos de benchmarking, en función del alcance que tiene la comparación realizada. De menor a mayor alcance se pueden diferenciar los siguientes: interno, competitivo, funcional, internacional y genérico.

Realizar estudios de benchmarking con una frecuencia periódica te permitirá estar al día en las novedades del sector. Además, promueve la mejora continua en la empresa, permite conocer a fondo a tus competidores, te ahorra costes e inversiones de riesgo y también te permite identificar e implementar mejoras prácticas.

Se distinguen seis etapas dentro del proceso de benchmarketing:
1. Realización de un análisis interno
2. Selección del tipo de benchmarketing que vas a realizar.
3. Elección de las empresas que vas a investigar
4. Definición de los datos que vas a recoger y estudiar
5. Recogida de datos, análisis e interpretación de los mismos
6. Implementación de mejoras de acuerdo a los resultados obtenidos.

El benchmarking es un proceso de mejora continua en el que se analizan los productos, servicios o procesos de trabajo de empresas líderes de tu sector para determinar qué les ha funcionado y qué puede ser implementado en tu propia empresa. De esta forma se evitan riesgos innecesarios ya que irás sobre seguro sabiendo que lo aplicado, ya ha dado resultados positivos en otras empresas.

A la hora de aplicar benchmarking en una empresa es importante elegir bien a los competidores que vas a estudiar y para ello necesitas conocer bien el mercado en el que te mueves. También tendrás que definir qué es lo que deseas alcanzar al realizar este estudio, definir tu objetivo y, con él, lo que deseas analizar. De todos los datos que recojas, tendrás que hacer un filtrado entre lo que tiene sentido para tu empresa y lo que no además de ver las diferencias que existen entre las empresas analizadas. Por último, elabora un informe con las conclusiones y resultados obtenidos con el que vas a poder identificar cuáles son las oportunidades que hay para tu empresa, las amenazas y si hay algo que estés haciendo mal. En base a esto, puedes empezar a tomar acción en la dirección adecuada. Lo puedes hacer tú mismo o encargarlo a una empresa de benchmarking que lo haga por ti.

El benchmarking interno es el que se realiza dentro de una misma organización. Consiste en evaluar y comparar distintas áreas, departamentos, e incluso trabajadores, para identificar aquellos que tienen mejor desempeño y determinar cómo el resto puede aplicar sus buenas prácticas.

El benchmarking competitivo es un nivel superior al interno, ya que se realiza de forma externa a la organización, pero el análisis se realiza dentro del mismo sector. De esta forma se logra identificar fortalezas y debilidades, así como aciertos y fallos de empresas que se dedican a la misma actividad económica, o al menos, a otra bastante similar.

El benchmarking funcional toma como referencia estrategias, acciones y procesos de organizaciones de otros sectores, teniendo en cuenta que sean buenas prácticas y que hayan tenido un resultado exitoso, independientemente del sector al que se dediquen.

El benchmarking genérico se enfoca en analizar un proceso, estrategia o departamento muy específico dentro de una empresa, del cual se pueden tomar buenas prácticas. Este análisis se puede realizar con competidores directos, otros sectores u organizaciones internacionales.

Los benchmark en marketing son medidas de referencia estándar que se utilizan para comparar resultados entre los competidores y la industria. Es decir, los datos que se recogen se pueden agrupar en diferentes parámetros para poder ser estudiados y analizados con mayor exactitud. Entre ellos encontramos el reconocimiento de marca, la satisfacción del cliente, su lealtad, los precios, cuota de mercado o la retención de clientes. Estos datos de evaluación comparativa pueden obtenerse a través de fuentes públicas que realizan informes trimestrales o semestrales, a través de encuestas o entrevistas que se realizan en el mercado objetivo. A menudo, estos datos son ofrecidos por empresas de investigación dedicadas a ello. Lo mejor es acudir a una consultora de benchmarking que se encargue de realizarlo.

¡Puntúame!

Puntuación media 5 / 5. Votos: 589

¡Todavía no hay votos! Sé el primero en valorar el contenido.

ultimos artículos